Ramón Mateos

VIRTUAL DEMOLITION MOBILE

EL PERRO 2001-2005

VDM at EU Commission, Brussels

Virtual Demolition Mobile, VDM, is a new technology which enables the sending of messages. A vehicle with a videoprojector running while it crosses the city.

La progresiva presencia de la imagen en la calle, como nuevo canal publicitario, necesita de estrategias que den cabida a la emisión de mensajes con un máximo de eficacia. La tradicional imagen del cartel publicitario empieza a ser desplazada por la imagen en movimiento incorporada en escaparates y próximamente en marquesinas y paneles publicitarios. El concepto de vía pública como espacio de conflicto continuado, tan próximo a las teorías afines a los postulados de la democracia radical, es cierto si lo entendemos como lucha por la imposición de mensajes, ya políticos, ya comerciales.

VDM es una nueva tecnología de emisión de mensajes, un vehículo dotado de un proyector de vídeo que funciona mientras éste circula por la ciudad. En la presentación del Virtual Demolition Mobile, dentro del marco de «Ardearganda´01, se ofreció el espectáculo de la ciudad en llamas, un espectáculo inocuo en tanto que virtual. Una prolongación lúdica de los temores de la sociedad urbana de nuestro tiempo.

La imagen de la ciudad como escenario de catástrofe se constituye en la imagen espectacular de nuestros días. Una experiencia estética de primer orden es ese espectáculo mediatico ofrecido por las cadenas de televisión a todas las salas de estar de nuestros hogares, la seguridad y el confort con el que se recibe la información contrasta con la catástrofe en sí.

Virtual Demolition Mobile es un producto que busca la mercantilización de la experiencia. Y aunque surjan voces que se opongan a la «mercantilización de la pasiónâ, han de reconocer que la pasión es más segura cuando se recluye en el mercado que cuando se sublima con la religión o la política y entra en erupción («La era del acceso, Jeremy Rifkin, ed. Paidós, Bcn 2000).

VDM at Museo del Ejercito, Madrid